Cómo reparar un CD que no se puede leer

Los rayones profundos pueden resultar imposibles de pulir.
Por david montoya

Quitar los rayones más suaves


Paso 1

Aplica sobre el rayón un poco de pasta de dientes que no sea en gel para comenzar a pulirlo. Este tipo de pasta dentífrica suele ser de color blanco.


Paso 2

Frota la pasta de dientes sobre el rayón con un hisopo de algodón. Realiza movimientos hacia arriba y abajo yendo desde el borde hacia el orificio central del CD. Continúa frotando hasta que observes que el rayón fue eliminado.


Paso 3

Coloca el CD en un recipiente con agua fría para eliminar la pasta de dientes. Retira el exceso de pasta de dientes con los dedos o con un trapo limpio cuando sumerjas el CD.


Paso 4

Retira el CD de la agua y sécalo con un secador de pelo. Fíjate atentamente que el rayón del CD haya sido eliminado.


Paso 5

Prueba el CD en el reproductor. Repite el proceso de pulido si todavía sigue teniendo problemas para ser leído.


Quitar los rayones un poco más comprometidos y los más graves


Paso 1

Aplica el pulidor de metales sobre el rayón. Asegúrate de que el rayón esté completamente cubierto con el pulidor. Ahora realiza el proceso de pulido.


Paso 2

Frota el pulidor de metal con haciendo movimientos circulares con una toalla de papel. Continua con el movimiento de frotación hasta que se haya reducido el rayón lo más posible o que haya desaparecido por completo.


Paso 3

Sumerge el CD en agua fría para eliminar el exceso del pulidor de metales.


Paso 4

Retira el CD y sécalo con un secador de pelo una vez que le hayas quitado todo el pulidor de metales. Ahora prueba el CD para decidir si es necesario volver a realizar el proceso de pulido.