Cómo hacer una presentación impresionante con Photoshop y PowerPoint

Por eric fenton

Organiza tu contenido en PowerPoint utilizando una plantilla en blanco y negro predeterminada . Tan pronto como abras PowerPoint, verás una plantilla en blanco y negro que te permite introducir todo el contenido en la presentación sin tener que preocuparte por los colores, estilos, animaciones o cualquier otra opción. El contenido es siempre la parte más importante de una presentación, por lo que asegúrate de que tu información sea concisa, clara y completa.

Usa Photoshop para crear un fondo. El uso de un fondo único para toda la presentación evita que el espectador se distraiga, pero las plantillas precargadas pueden hacer que sea obvio para los espectadores que tu presentación fue hecha en PowerPoint. La creación de tus propios fondos en Photoshop le dará a tus presentaciones un aspecto propio. También puedes incluir el logotipo de tu empresa, para asegurarte de que tu público lo ve durante la presentación.

Elige el software adecuado para producir diagramas y gráficos. Aunque es fácil usar PowerPoint, y "Smart Art" es una característica muy útil para hacer diagramas de flujo simples, las herramientas de dibujo de PowerPoint no son tan intuitivas y versátiles como las de Photoshop. Utilizar ambos programas te da una mayor flexibilidad respecto a los tipos de gráficos que puedes producir.

Agrega elementos visuales a tu presentación de PowerPoint. Esto incluye seleccionar el fondo que has creado haciendo clic derecho sobre la diapositiva y luego sobre la opción "Formato del fondo". También necesitas importar cualquier gráfico o diagrama que hayas producido con Photoshop, y que pueden ser añadidos al igual que cualquier otra imagen en tu presentación. Además, recuerda cambiar las fuentes y los colores de tu texto acorde a tus necesidades. Recuerda que debes asegurarte de que todo el texto se puede leer a distancia.

Selecciona animaciones de PowerPoint para acentuar ciertos elementos de tu contenido, o simplemente para añadir algo de estilo. Selecciona manualmente cada animación para asegurarte de que es lo suficientemente fuerte para llamar la atención sobre el punto deseado sin distraer a la audiencia de lo que estás hablando en tu presentación.