¿Por qué mis correos electrónicos quedan en mi bandeja de salida?

Un mensaje de correo electrónico que se niega a ser enviado es frustrante.
Por christopher capelle

No hay conexión a Internet

Un cable desconectado puede tener la culpa.

El problema más común que causa que los correos electrónicos se queden colgados en tu bandeja de salida es la falta de conexión a Internet. Un simple lanzamiento de tu buscador web te dirá si estás conectado a Internet de forma adecuada. Comprueba tus conexiones (con o sin cables) para confirmar que estés bien conectado. Otro problema de esta categoría es estar conectado a la red equivocada. Comprueba tus ajustes de red inalámbrica para ver si estás conectado a la red correcta o a otra que esté en el rango.


Ajustes de servidor SMTP incorrectos

Tus ajustes SMTP están configurados en las preferencia de tu cliente de correo electrónico.

Un problema que molesta a los usuarios de computadoras portátiles mucho más que a los usuarios de escritorio es el de servidor SMTP (de salida, siglas en inglés) incorrecto. La regla es que tu servidor SMTP debe ser reconocido por el proveedor de servicio de Internet, o ISP (siglas en inglés), al que estás conectado actualmente. De modo que si estás conectado a AT&T Broadband, tu servidor SMTP debe ser uno de los de AT&T, incluso si tu correo electrónico tiene un proveedor diferente. Hay excepciones: los ajustes de SMTP de Gmail trabajan por igual con la mayoría de ISPs, así como 1and1.com y GoDaddy.com, entre muchos otros. En todos los casos, los ajustes de tu servidor POP (entrada, siglas en inglés) nunca deberían cambiarse.


Dirección de receptor inválida

Una dirección de correo electrónico mal introducida (dejando el sufijo .com, por ejemplo) apelmaza los trabajos en tu cola de correo saliente. Incluso si tu lista de distribución contiene múltiples receptores, una sola dirección inválida causa que el correo electrónico no se envía hasta que ésta sea corregida o el destinatario sea borrado del mensaje.


Adjuntos grandes

Un correo electrónico con un adjunto grande también puede permanecer en tu bandeja de salida hasta que sea remediado. Cada ISP tiene sus propios límites en el tamaño de los adjuntos que se permite enviar y recibir, de modo que si unes múltiples archivos, puedes tener que reducirlos, mandarlos en múltiples correos electrónicos o ambos. Un problema relacionado es tener demasiados receptores en un correo electrónico. Similar al tamaño de los adjuntos, cada ISP fija un límite en cuántos receptores se pueden incluir en un mensaje. Si éste es el problema, tendrás que enviar múltiples copias del mensaje, cada una con una porción de la lista de distribución original.


Apple Mail

Los usuarios de Mac se quejan de que Apple Mail los pone fuera de conexión a veces.

Apple Mail, incluido en todos los Macs con OS X, tiene unas pocas peculiaridades extrañas ausentes en otros clientes de correo electrónico. Apple Mail tiene a capacidad de tener tu cuenta de correo electrónico sin estar en línea, lo que significa que está deshabilitada para toda intención y propósito. Para remediar esto, tienes que subrayar tu cuenta en la columna izquierda y elegir “Tomar todas las cuentas en línea” bajo el menú de Correo en la parte superior de la pantalla.