Cómo limpiar la tarjeta SIM

Por thomas mcnish

Comprueba si la tarjeta SIM se ha aflojado. Quita la parte posterior de tu teléfono y la batería y ponlos a un lado. Retira la tarjeta SIM deslizándola y sacándola de debajo de su barra de metal. Insértala otra vez bocabajo y asegúrate de que quede fija en su lugar. Muévela un poco hacia delante y hacia atrás para estar seguros de que no esté suelta.

Quita la tarjeta SIM si sigues recibiendo un mensaje de error. Frota alrededor de la parte dorada expuesta de la tarjeta SIM con la punta del lápiz limpiador Gold Guard.

Quita la tarjeta SIM del teléfono. Frota a lo largo de la parte metálica expuesta de la tarjeta SIM con un borrador blanco y grueso. Cerciórate de que el borrador sea nuevo o, de lo contrario, podrías ensuciar aún más la tarjeta SIM.

Quita la parte posterior de tu teléfono y la tarjeta SIM. Aplica aire comprimido en esta parte, quitando toda las partículas de polvo y suciedad, especialmente las que pudieran quedar atrapadas en la ranura de la tarjeta SIM.

Referencias