¿Qué es la leyenda de una foto?

Los artículos de periódicos incluyen leyendas con las imágenes para hacer las historias más comprensibles y visualmente interesantes.
Por f.r.r. mallory

Fotografías de eventos

Los fotógrafos de eventos tienen que estar en el punto indicado a la hora indicada para tomar fotografías valiosas.

Los eventos importantes a menudo son capturados por uno o más fotógrafos profesionales que tienen mucho cuidado al documentar la información en forma de fotografías. Este tipo de fotógrafo a menudo vende los derechos de publicación de su material gráfico a periódicos, y revistas, productores televisivos y otros medios.


Investigación

La investigación puede ser importante para escribir una buena leyenda para una foto.

Incluso cuando un evento es actual, es común que un fotógrafo que realice una investigación adicional para la fotografía. Dicha investigación incluye información acerca de la gente o los objetos en la imagen y cómo resultan estos importantes para la misma. Por ejemplo, cuando se toma una foto de un barco que naufraga, el nombre del navío, el año en que fue construido, un registro de los problemas, el dueño actual y otra información puede resultar importante.


Revisión ortográfica

La verificación de la ortografía de las palabras y nombres a menudo se lleva a cabo en línea usando una variedad de bases de datos.

Una fotografía con nombres o títulos mal deletreados puede causar serios problemas para validar la imagen. Los fotógrafos y los entes editoriales tienen mucho cuidado al revisar la ortografía de los nombres, fechas y cualquier otra información incluida en la leyenda. Los errores hacen que los productores de la fotografía luzcan poco profesionales o incompetentes, e incluso pueden conllevar a preguntas sobre la autenticidad de la foto. Todas estas problemáticas pueden afectar el valor monetario e histórico de la fotografía.


Fotógrafo

Los fotógrafos generalmente ponen sellos en la parte posterior de sus impresiones fotográficas para establecer su propiedad.

El nombre del fotógrafo, la hora, fecha y ubicación de la fotografía son críticos para establecer la autenticidad de ésta. Dicha información valida cuándo y dónde fueron tomadas las fotografías. Esto puede prevenir que las imágenes alteradas sean ofrecidas como originales. Una foto alterada tendrá inconsistencias sutiles en el ángulo, la cantidad de luz o falta de detalles que pueden ser detectados mediante exámenes forenses. A menudo, este tipo de fotografía aparecerá de forma anónima y será distribuida por individuos que crean erróneamente que es real. Ocasionalmente, una gran editorial aceptará una foto falsa por error, despertando controversia cuando las alteraciones se descubren.