Hazlo tú mismo: una antena Wi-Fi de una antena de DirecTV

Ten cuidado al quitar la antena parabólica de la montura. Puede ser pesada.
Por eli laurens

Paso 1

Quita el plato de su montura con la llave de tubo girando los tornillos de montaje principales hacia la izquierda. La mayoría de los platos están montados en postes o en el lado de un techo y tienen hardware similar, que se elimina fácilmente una vez que los tornillos principales se aflojan.


Paso 2

Limpia la superficie de reflexión principal, si es necesario. Los platos sucios o muy desgastados por el clima podrían comprometer la fuerza de la señal inalámbrica.


Paso 3

Retira la unidad transpondedora de la antena parabólica, que se encuentra en el extremo del brazo. La mayoría de las unidades mantienen al brazo con pequeños tornillos y tuercas, que pueden girarse hacia la izquierda y retirarse. Desliza el transpondedor fuera del brazo, lejos del plato principal.


Paso 4

Retira el cable de la unidad transpondedora cortándolo con la herramienta para pelar cables.


Paso 5

Monta la antena inalámbrica de Internet estándar en el brazo del plato, donde eliminaste el transpondedor. La eliminación de este deja una pequeña cubierta redonda en el extremo del mismo, así que coloca la antena en este alojamiento y desliza una arandela en su lugar sobre la base de la antena. Añade una pequeña cantidad de pegamento epoxi para mantener la arandela en su lugar. Las antenas direccionales pueden ser pegadas con epoxi en la carcasa, para que miren hacia el centro del plato. Los tipos omnidireccionales "apuntarán" al centro del plato, una vez puestas en su lugar con una arandela.


Paso 6

Pasa el cable de la antena inalámbrica bajo el brazo, y asegúralo con un poco de cinta aisladora, a intervalos.


Paso 7

Conecta el plato/antena a una computadora, y apunta la misma a una señal inalámbrica conocida. Mediante el uso de la superficie reflectante del plato de DirecTV, el alcance de la señal será mucho mejor.