¿Cómo funcionan los proyectores holográficos?

Los proyectores holográficos proyectan rayos láser para producir hologramas de imágenes en 3D.
Por bert markgraf

Los hologramas

La clave para el funcionamiento de los proyectores holográficos es el holograma. Antes de la llegada de la imagen digital, los hologramas eran diseños en la película. El fotógrafo tomaba una sola fuente de luz y la dividía en dos. La mitad iluminaba al sujeto y la otra mitad iba directamente a la película, lo que crea un patrón de interferencia con la luz reflejada por el objeto. Un proyector holográfico utiliza una luz similar y la película para recrear una imagen del sujeto.


Proyección de imagen

Para el año 2004, las pantallas digitales fueron capaces de crear estos patrones de interferencia y tomar el lugar del holograma en la película. Esto significaba que las empresas podían empezar a trabajar en la proyección de videos sobre los proyectores holográficos. El proyector proyecta una luz láser o una luz blanca pura a través de una pantalla digital que está programada con patrones de interferencia que corresponden a una serie de imágenes. El proceso crea una imagen en frente del proyector y hace pasar la luz a través del patrón de interferencia.


La proyección

En los proyectores tradicionales, la luz pasa a través de una imagen gráfica que bloquea parte de la luz para crear sombras, y deja solo algunos colores a través para colorear la imagen proyectada. Los proyectores holográficos generan la imagen proyectada por refracción a través del patrón de interferencia, apenas pierden luz, y operan de manera más eficiente. Ellos pueden ser muy pequeños y generan muy poco calor. Esto los hace ideales para aplicaciones eventuales en dispositivos electrónicos móviles, en los cuales la energía y el espacio son limitados.


El color

Un holograma o un patrón digital de interferencia holográfica solo funcionan con un color, ya que el patrón viene de la interferencia de una sola longitud de onda de luz. Para obtener el color, los proyectores holográficos tienen que utilizar el láser de colores que iluminan los patrones correspondientes a sus colores. A partir de enero de 2012 dichos proyectores holográficos están en fase de desarrollo.


El verdadero 3D

Un simple proyector holográfico con una fuente de luz que brilla a través de un patrón de interferencia plana puede producir una imagen que tiene cualidades tridimensionales, pero todavía es plana. Para crear una verdadera imagen en 3D, un proyector holográfico puede utilizar un espejo giratorio para reflejar la imagen para el observador. El espejo envía una imagen correspondiente al ángulo desde el cual el observador está viendo al sujeto. A medida que el observador se mueve alrededor del sujeto este lo ve desde diferentes perspectivas, y ve una imagen tridimensional que flota en el espacio.