Cómo diseñar la etiqueta de un producto

La etiqueta del producto le da todo tipo de información sobre éste, y debe llamar la atención del cliente.
Por emilytrudeau

Paso 1

Haz una lista de la información que quieres que vaya en la etiqueta. Esto debería incluir el nombre y logo de la compañía, el nombre del producto, una descripción y/o ingredientes, y posiblemente un poco de arte o un eslogan.


Paso 2

Mide el envase del producto y determina qué tipo y tamaño de etiqueta quieres. Si es cuadrada, seguramente prefieras una etiqueta adhesiva en la parte frontal o posterior. Si estará colgando, querrás una etiqueta colgante que se pueda doblar sobre la parte superior. Corta el tamaño indicado en papel regular y esboza tu información en ella. Engrapa y pega este primer boceto de etiqueta a tu envase para visualizarlo.


Paso 3

Cambia el tamaño de tu hoja blanca en el programa de diseño al tamaño que quieras que tenga. Haz dos páginas si quieres una frontal y una posterior.


Paso 4

Cambia el color del fondo por el que quieras para tu etiqueta. Usa colores cálidos para que sea placentero a la vista. Agrega cualquier arte o textura en esta capa del fondo. Generalmente, tendrá el mismo color en el frente y el revés.


Paso 5

Diseña tu logo si todavía no lo haz hecho en una hoja separada. Elije colores claros que resalten desde lejos. Copia y pégalo en tu etiqueta frontal con un fondo transparente para que el original se vea a través. Agrega el nombre de la compañía y el eslogan cerca del logo en la parte frontal. Agrega la descripción y los ingredientes, generalmente en la etiqueta posterior, en el centro.


Paso 6

Imprime una etiqueta de prueba y córtala para que se adapte al envase. Anota cualquier cambio que quieras hacer en términos de tamaño, forma, color o distribución. Asegúrate de que tu etiqueta llame la atención y que el logo sea visible desde lejos. Revisa, e imprime el boceto final de tu etiqueta.