Diferentes categorías para una competencia de equipos de sonido

Las diferentes configuraciones de audio usan diferentes tipos y números de bocinas.
Por vladimir khavkine

Tipos

Existen dos tipos principales de competencias de equipos de sonido: SPL y calidad. La competencia de Nivel de Presión de Sonido (SPL, por sus siglas en inglés) se enfoca en el poder de un equipo de sonido y cuántos decibeles puede alcanzar. Este tipo de competencia es mayormente para jactarse, ya que el SPL generalmente es medido mientras se reproducen pistas especiales adaptadas para el rango de frecuencias que toda la configuración está optimizada para reproducir. El rendimiento del sistema de sonido no es el mismo cuando reproduces música. Las competencias de calidad se enfocan en el rendimiento general y la calidad de sonido cuando se reproduce música regular, así que hasta cierto punto es el opuesto al SPL.


Categorías

Cada tipo de competencia tiene varias categorías, desde amateur a profesional. Las categorías son divididas por la cantidad de modificaciones hechas al sistema de sonido original como el número de bocinas, baterías, capacitores y alternadores en uso. Esto permite tener una competencia más justa, al darle a los participantes una igualdad de oportunidades de competir con configuraciones dentro de su propia categoría.


Requerimiento

Dependiendo del tipo de competencia y categoría en la que quieras competir, existen varias modificaciones que necesitas aplicar a tu sistema de sonido y a tu auto. Un sistema de sonido de alto poder, además de la típica colocación de las bocinas y un reproductor de CD, requiere poder adicional, así que instalar una o más baterías podría ser necesario, lo que también genera la necesidad de más de un alternador para cargar las baterías. Otro requerimiento que se desprende con la instalación de un sistema de audio de alto poder es el aislamiento de audio. A medida que el sistema se vuelve más poderoso, los paneles interiores de fábrica podrían vibrar, creando distorsiones. Estos también deben ser reforzados o reemplazados con componentes resistentes a las vibraciones.


Consideraciones

Comienza con la idea de que un sistema de sonido no puede ser un ganador en ambos tipos de competencia, así que elige un tipo y apégate a él. Si planeas construir un sistema SPL, encuentra la "frecuencia dulce" (la frecuencia a la cual tu sistema de sonido es más fuerte). La "frecuencia dulce" varía de configuración a configuración y también depende de la acústica de tu auto. Es importante encontrarla, ya que es el punto fuerte de tu sistema. En un sistema de sonido de calidad, asegúrate de mantener un balance apropiado entre los diferentes rangos de sonidos para que el sonido sea natural y claro.