x

Cómo convertir una foto a CMYK para una impresión comercial en PhotoShop CS2

Por contributor
RGB son las siglas en inglés de Rojo, Verde y Azul.
Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Hoy en día, la mayoría de las cámaras digitales capturan imágenes en formatos RAW, JPEG o TIFF en modo RGB. RGB son las siglas en inglés de Rojo, Verde y Azul; los tres colores que los monitores, como televisores, pantallas de computadora y pantallas de cámaras LCD, usan para mostrar las imágenes para su visualización. La mayoría de las impresoras hogareñas o de fotografías también usan este modo con su equipamiento para imprimir fotos. Pero si quieres algo impreso comercialmente, como una postal, un folleto, un panfleto o una tarjeta de negocios, tu impresora usualmente te pedirá que tus archivos se envíen en modo CMYK. A continuación, cómo convertir tus fotos para la impresora comercial.

Paso 1

Abre tu fotografía digital en PhotoShop CS2. Selecciona "Archivo" y luego "Abrir", o presiona "Ctrl+O". Elige la foto que desees.

Paso 2

Determina el modo que el archivo de tu imagen utiliza actualmente. Selecciona "Imagen", luego "Modo" y examina el cuadro desplegable que aparezca. Busca la marca de verificación al lado de uno de los modos listados. Este es el modo en el que tu fotografía se encuentra ahora. En la mayoría de los casos, verás "Color RGB" marcado en este momento.

Paso 3

Cambia el modo a CMYK. El modo CMYK refleja los colores de Cian, Magenta y Amarillo; las combinaciones de tintas de color que usan las impresoras comerciales en sus prensas de impresión para generar todos los colores a través del espectro completo del arco iris. Selecciona "Imagen", luego "Modo" y elige "Color CMYK" de la lista. Aparecerá una marca de verificación al lado de las palabras una vez que haya sido seleccionado.

Paso 4

Realiza cualquier cambio necesario o ajuste al archivo de tu foto. Prepara tu archivo como desees para que esté listo para ir a la impresora.

Paso 5

Guarda el archivo con CMYK en el nombre para saber automáticamente en qué modo está la foto a simple vista. Selecciona "Archivo", luego "Guardar como" o presiona "Ctrl+Alt+S". Nombra al archivo con el nombre deseado y agrega las letras CMYK al final para indicar que es un archivo CMYK. Guarda la imagen en la carpeta que desees como archivo JPEG o TIF.