Cómo colocar piercings en ​​una foto

Puedes agregar elementos pequeños, como piercings en la nariz, a cualquier retrato.
Por tom becker

Paso 1

Abre la imagen a la que deseas añadir piercings, con el software de edición de fotos que desees.


Paso 2

Haz clic en el menú "Archivo" y selecciona "Nueva capa".


Paso 3

Haz clic en la herramienta de "selección". En algunos programas, esta herramienta se denomina "Lazo".


Paso 4

Dibuja un círculo que represente el contorno del piercing, como si emergiera de la piel del sujeto.


Paso 5

Mantén el botón "Control" presionado y dibuja un círculo que represente el segundo contorno del extremo opuesto de la perforación. Los piercings sencillos que cuentan con un solo extremo expuesto, como los aretes o los piercings en la nariz, sólo requieren de una selección.


Paso 6

Haz clic en la herramienta "Relleno".


Paso 7

Haz clic en la paleta de colores y selecciona un color gris de tono medio.


Paso 8

Haz clic con el cursor de "Relleno" en las áreas seleccionadas en la nueva capa, para rellenar con color gris.


Paso 9

Haz clic derecho en la capa y selecciona "Opciones de fusión". Algunos programas se referirán a esta opción como "Estilo de capa" o "Efecto".


Paso 10

Selecciona un efecto "Bisel y relieve" desde el menú. Esto agregará sombra a la capa seleccionada de modo que la perforación parezca tener profundidad y brillo. Ajusta los controles deslizantes en el menú hasta que la perforación tenga el aspecto deseado.


Paso 11

Haz clic en el menú "Archivo", selecciona "Guardar como", escribe un nombre de archivo y un destino y haz clic en "Guardar" para guardar el archivo de imagen editada.