Cómo cambiar de fondo de pantalla en Windows XP (En 6 Pasos)

Por contributor
Fondo de pantalla.
green abstract image by Svetlana Romanova from Fotolia.com

El fondo de pantalla en Windows XP son las imágenes, los diseños o los colores que aparecen en la pantalla principal de la computadora, detrás de los iconos del escritorio. Selecciona una de las imágenes proporcionadas por Windows o usa una foto digital que poseas. Elije un color liso para enmarcar una de las imágenes o haz que la pantalla quede totalmente cubierta con un solo color. Cambiar el fondo de pantalla es fácil y te permite mantener tu sistema personalizado.

Paso 1

Haz clic en el botón "Inicio", en la esquina inferior izquierda de tu pantalla. Selecciona "Panel de control".

Paso 2

Selecciona "Apariencia y personalización" en el panel de control y luego haz clic en "Personalización".

Paso 3

Haz clic en la opción "Fondo de pantalla" de la lista de funciones que aparecen como disponibles para la personalización.

Paso 4

Elije el color o la imagen que deseas utilizar como fondo de pantalla entre las opciones que ofrece Windows XP o haz clic en "Examinar" para buscar en el directorio la imagen por tu cuenta. Haz doble clic en tu elección para cargarla en la lista de fondos disponibles y para que aparezca como fondo de pantalla.

Paso 5

Utiliza la opción "¿Cómo debería colocarse la imagen?" para dirigir tu imagen seleccionada hacia el centro de la pantalla o bien para que la ocupe por completo. Haz clic en "Aceptar para confirmar tu opción".

Paso 6

Selecciona un color para enmarcar una imagen que has centrado mediante la opción "¿Cómo debe colocarse la imagen?" Haz clic en "Cambiar color de fondo" y selecciona el color que quieras. Haz clic en "Aceptar" para que aparezca ese color.