Cómo arreglar los colores de un monitor

Disfruta de bellas imágenes en alta resolución arreglando tu monitor.
Por contributor

Paso 1

Asegúrate de que tengas una resolución alta, cerca de 1024 por 768 píxeles. Puede que necesites actualizar tu tarjeta de video si tu tarjeta actual no es capaz de manejar esa configuración.


Paso 2

Configura tu tarjeta de video para que corra en modo color alto. Esto te dará por lo menos 24 bits por píxel. Configurarla a menos puede causar bandas de colores y que otros colores se vean mal, como el verde.


Paso 3

Deja que la tarjeta de video ajuste los parámetros de tu nueva configuración de color. Cosas como el tamaño de la pantalla y su posición se deberían arreglar automáticamente en la mayoría de las tarjetas de video modernas. Si no es el caso, puedes usar los botones del monitor manualmente para arreglar las cosas. Si ha surgido un problema con los controladores de video, puede que necesites reinstalarlos.


Paso 4

Ajusta la configuración de tu monitor. Intenta el auto ajuste primero, luego si eso no funciona, arregla las configuraciones de color individuales por tinte y temperatura de color. Una temperatura de color diurna de aproximadamente 5400K es por defecto en algunos sistemas. Otras temperaturas de colores fríos de 6500K y 9000K también son usadas de vez en cuando.