Cómo ampliar tu señal de Wi-Fi en un radio de un kilómetro

Ampliar una señal Wi-Fi permite conectarse a la red a los usuarios de dispositivos inalámbricos, independientemente de su ubicación en el hogar o la oficina.
Por luther blissett

Paso 1

Instala repetidores inalámbricos entre el router inalámbrico que transmite la señal y los dispositivos conectados a la red inalámbrica. El repetidor funciona recreando la señal producida por el router Wi-Fi de forma que nunca disminuye su intensidad y evita que los dispositivos se desconecten de la red. Aunque se pueden colocar varios repetidores entre el router inalámbrico y los dispositivos conectados a la red, la velocidad de la red se reduce cada vez que se agregan repetidores.


Paso 2

Configura una antena omni-direccional para transmitir la señal Wi-Fi en un área grande. La antena se conecta mediante un cable al puerto en el router ocupado por la antena externa de fábrica. Si bien es necesaria la instalación de una antena en el exterior, la difusión de la señal alcanzará los dispositivos tanto dentro como fuera del edificio. La señal proporcionada por la antena es mucho más fuerte que la que proporcionan los repetidores y permite conectarse a la red a los dispositivos que se encuentran hasta dos kilómetros de distancia del router.


Paso 3

Conecta varios routers inalámbricos para extender el alcance de la señal inalámbrica. Una vez que determines la cantidad de cable Ethernet necesario para conectar los routers inalámbricos, puedes conectarlos a través de los puertos en la parte posterior de los mismos. Dependiendo del rango de difusión de los routers inalámbricos utilizados, podría ser necesario conectar más de dos.